Al rescate de un castillo patrimonial en Guayaquil

El Castillo José Martínez de Esponcedra, fue construido en 1930, le perteneció a la familia Martínez Peribonio. El empresario español José Martínez Esponcedra era dueño de una factoría de gaseosas que se envasaba en la parte de atrás del edificio.

La estructura ubicada en la calle Eloy Alfaro y Venezuela,  fue declarada patrimonio cultural del Ecuador por el Instituto Nacional de Patrimonio Cultural en 1990, y el Municipio de la ciudad lo expropió y durante los últimos años esbozó intenciones de restaurar ese inmueble.

Ese proyecto está en marcha a través de la fundación municipal Guayaquil Siglo XXI, que convocó a fines del mes pasado el proceso para la restauración de esa propiedad.

El Municipio ha presupuestado 654.226,26 dólares para la restauración de esa propiedad del centro-sur.

Mauro Pérez, gerente de esa fundación, señala que en la restauración se incluye la recuperación de elementos arquitectónicos de la fachada e interior del edificio patrimonial. El plan es ubicar allí una biblioteca y una entidad municipal, según el funcionario.

La casa esquinera tiene 3 plantas, 38 ventanales y 13 balcones, que dan para las calles Eloy Alfaro y Venezuela.

240 días es el plazo que tendrá la compañía que se adjudique el contrato para concluir la restauración.

L. Molina