El equipo periodístico trasladado a Iglesia La Dolorosa para su capilla ardiente

Los cuerpos de Paúl Rivas, Efraín Segarra y Javier Ortega fueron trasladados hasta la capilla ardiente instalada en la Iglesia La Dolorosa, ubicada en las avenidas Mariana de Jesús y América, norte de Quito, la mañana de hoy.

Los tres féretros, cubiertos con banderas de Ecuador, salieron juntos a sus familiares, amigos, compañeros y conocidos a las 10:00 de las instalaciones de diario El Comercio, ubicado en el sur de Quito, donde fueron despedidos.

Los cuerpos de los tres trabajadores partieron a su destino en medio de lágrimas, aplausos y una calle de honor hecha por sus compañeros, de igual forma como llegaron la tarde del miércoles 27 de junio al Aeropuerto de Tababela.

Efraín, Paul y Javier fueron secuestrados por disidentes de las FARC el pasado 26 de marzo del 2018, en Mataje, provincia de Esmeraldas, mientras hacían su trabajo en la frontera norte. Después de 18 días, el 13 de abril, el presidente Lenín Moreno confirmaba el asesinato de los tres miembros del equipo a manos del grupo armado, autodenominado Frente Óliver Sinisterra.

Los cuerpos de los comunicadores fueron hallados el 21 de junio en una zona selvática del municipio de Tumaco, Colombia. Llegaron al Ecuador este miércoles en un avión de la Fuerza Aérea Ecuatoriana (FAE). La capilla ardiente instalada en la Iglesia La Dolorosa estará abierta a todo público, permanecerá allí hasta la mañana del viernes 29 de junio para las personas que deseen despedirse de ellos.

El sepelio de Efraín, Paúl y Javier será a las 10:00 de la mañana.

C.B.