Jaime Nebot cree que ante la consulta, al pueblo “le vale tres rábanos lo que pensemos los políticos”

El alcalde de Guayaquil Jaime Nebot reiteró este miércoles -durante su habitual enlace radial- su apoyo a la consulta popular propuesta por el presidente de la República Lenín Moreno y que consta de siete preguntas: reelección indefinida, Consejo de Participación Ciudadana y Control Social, minería, corrupción, delitos sexuales, explotación petrolera, Ley de Plusvalía.

Nebot cree que el Sí es la mejor opción pero aclaró que es una opinión personal, por lo que no debería ‘politizarse’ el tema.

“Yo no veo por qué decir No a ninguna de las preguntas. Ahora que el que yo diga que no se debe decir No, no quiere decir que la gente piense como yo, cada cual tiene derecho a pensar como quiera pensar y a votar como quiera pensar, por eso la consulta no se puede politizar”.

En ese contexto, agregó que algunos quieren disfrazar la situación haciéndola aparecer como un duelo entre capitalistas y socialista, entre derechistas e izquierdistas. A su juicio, “el pueblo no es capitalista ni socialista, ni derechista ni izquierdista, el pueblo es progresista. Le vale tres rábanos lo que pensemos los políticos, lo que el pueblo quiere es prosperidad individual y colectiva, y el que no entienda eso está confundiendo la gimnasia con la magnesia”.

El funcionario señaló que algunas preguntas quedaron cortas como por ejemplo la referente a delitos sexuales en contra de niños, niñas y adolescentes. “Creo que se debió poner qué pasa con los delitos atroces de todos los días, respecto a las leyes pro-delincuenciales que hay, por qué cuando un caso de violación, peor si es a menores, secuestros, asesinatos, robos, por qué existen todas estas leyes que permiten que se cambie la prisión preventiva”.

En cuanto a la reelección indefinida y la reestructuración del CPCCS (Consejo de Participación Ciudadana y Control Social), indicó que la primera no es buena para la democracia, y sobre la segunda dijo estar de acuerdo en cuanto a que la designación de sus miembros sea por elección popular, “porque los otros métodos se han probado y no han funcionado”.

También expresó su respaldo a que se plantee cambios en minería y petróleo. “A la naturaleza hay que respetarla y los humanos progresar, de lo contrario el mundo no funciona, hay que conciliar los dos”.

Finalmente, sostuvo que la consulta “no es de nadie, del presidente (Lenín Moreno), (Guillermo) Lasso, peor mía, de ninguna parte, esta consulta es del pueblo porque se define un futuro del pueblo y estar en contra de una consulta, es estar en contra del dueño de la democracia”.        (S.B)