Se declara culpabilidad del Estado por la muerte de ex ministra Guadalupe Larriva

La Corte Nacional de Justicia emitió una nueva sentencia por la muerte de la exministra de Defensa, Guadalupe Larriva y su hija Claudia Ávila. El 24 de junio pasado se determinó que hubo responsabilidad objetiva del Estado, a través de las Fuerzas Armadas, por los decesos.

Este nuevo fallo lo dictó la Sala de lo Contencioso Administrativo tras aceptar un recurso extraordinario de protección interpuesto por el abogado de la familia Larriva, Víctor Granda, ante la Corte Constitucional. Así, se anuló la primera sentencia que sólo reconocía la responsabilidad objetiva para Claudia Ávila, más no para su madre.

El principal fundamento para emitir la nueva sentencia, son los informes militares donde se establece que los altos mandos de la milicia no tuvieron el debido cuidado al momento que Larriva y su hija subieron al helicóptero de guerra en el que se realizaron los ejercicios bélicos. Sin embargo, hay tres aspectos adicionales: una indemnización económica para los familiares que conforme Granda podría llegar a los $ 500.000. Ofrecimiento de disculpas públicas a la familia y una acción de repetición, para que el Estado cobre las indemnizaciones a los funcionarios que enviaron a los tripulantes al helicóptero.

Según Granda, esta sentencia sienta un precedente y “se reconoce que la muerte podía evitarse y que los funcionarios públicos a cargo del ejercicio, por ningún concepto podían involucrar a la ministra y a su hija”. La muerte de la primera mujer en asumir este Ministerio, su hija y cinco militares ocurrió el 24 de enero del año 2007 cerca a la Base Naval “Eloy Alfaro de Manta” cuando dos helicópteros militares tipo “Gacela” se disponían a aterrizar, pero uno impactó contra el que viajaba la autoridad y su hija.

Ella recorría los destacamentos militares del país, y salieron a las 19:40 del aeropuerto Reales Tamarindos de Portoviejo, sobrevolaron el polígono del cantón Montecristi como parte de las actividades organizadas por el 53 aniversario del Ejército.

En marzo del 2007, un informe de la Comisión Internacional de Investigación se determinó que la “conciencia situacional de ambos pilotos habría fallado” y que no se respetó el horario de descanso de ellos, ligado a la presencia en el aire de un vuelo de la compañía aérea privada Ícaro también habría provocado fallas y distracción de quienes manejaban la nave.

 

C.B.